EL CERDO IBÉRICO

La raza del cerdo ibérico posee unas características peculiares que la distinguen notablemente del resto de las especies porcinas por su morro afilado, unas orejas caídas, poco o ningún pelo, una silueta estilizada y esas conocidas cañas finas de los mejores jamones.

La raza del cerdo ibérico tiene origen en una subespecie mediterránea del Sus Scrofa Mediterraneus, autóctona de la propia península. Es una raza que se asentó en las dehesas españolas, principalmente localizadas en Salamanca, Extremadura, Toledo y el Suroeste de Andalucía. 

Parte esencial de nuestra gastronomía española, el cerdo ibérico es uno de los productos más valorados y exquisitos para nuestros paladares.

Product added to wishlist
Product added to compare.